La Fábrica Roma Prince

Tecnología

En la década de los 90, Roma Prince, S.A. siguió con su política de inversión en la mejor tecnología disponible, introduciendo equipos automatizados. Se instalaron líneas de producción computarizadas, de altísima temperatura y tecnología de punta de la marca italiana Pavan.

La altísima temperatura le da a la pasta una calidad y consistencia invariables, además de garantizar una inocuidad total.

Asimismo, los procesos productivos de altísima temperatura cristalizan los almidones propios de la materia prima –trigo- no permitiendo que éstos se liberen a la hora de cocinar la pasta.

El resultado de esto es una pasta más consistente y menos pegajosa. Actualmente la fábrica tiene instaladas y en funcionamiento 2 líneas de pastas largas, una de pastas cortas, una de canelón y otra más para la fabricación de nidos, que totalizan una capacidad instalada de 8500 kilos / hora.

Todo lo anterior, unido a una materia prima de primera calidad, 100% enriquecida de Trigo Durum de USA, y la experiencia de más de 50 años de producir pastas, garantiza la excepcional calidad de todos los productos elaborados por Roma Prince S.A.